CNT tacha de “cobardía política” la actuación del Alcalde de Carboneras


Acusa a Salvador Hernández de intimidar a unos afiliados del sindicato por acompañar al conserje despedido del Pabellón de Deportes que iba a preguntar en el Pleno

El pasado viernes 26 de enero protagonizó este representante político un episodio lamentable durante el transcurso del Pleno ordinario que se estaba celebrando ya que trató de amendrentar a los compañeros del conserje y delegado sindical de CNT en las instalaciones deportivas de Carboneras, Francisco Belmonte Rivas, despedido el 1 de diciembre de 2017. Este trabajador asistía al acto con la intención de preguntar al alcalde si pensaba tomar alguna medida ante los abusos laborales cometidos por Cooperación 2005 y denunciados ante la Inspección de Trabajo. Cabe destacar que esta empresa en la que trabajaba tiene un contrato de servicios para la gestión y organización de las escuelas deportivas municipales y escuela de verano con el ayuntamiento de la localidad.

Los hechos son los siguientes. El pleno transcurría sin incidentes y fue entonces cuando un agente de paisano de la Policía Local de Carboneras se sentó al lado del delegado sindical de CNT. Se interesó sobre la marcha del proceso judicial por la impugnación del despido y le preguntó de manera clara si pensaba llevar a cabo algún tipo de acción sindical durante la sesión. A lo que respondió que solo estaba allí para hacer una pregunta al alcalde en el turno de ruegos y preguntas a la ciudadanía. Tras obtener respuesta este agente se levantó y desapareció. Minutos después los compañeros que asistían junto al sindicalista fueron llamados de uno en uno a salir al exterior del salón de plenos. Los policías locales allí de servicio les identificaron, amenazaron con multas si alteraban el orden público y les incautaron unas pancartas con las que pensaban protestar fuera del edificio al terminar el acto si no había respuesta a la pregunta planeada. A continuación también acudieron allí dos miembros uniformados de la Guardia Civil de la localidad. Se les permitió regresar dentro y al finalizar la sesión plenaria pudo preguntar el trabajador a Salvador Hernández. Éste respondió en un ambiente de total normalidad.

CNT va a tomar medidas judiciales en breve contra el alcalde de Carboneras por usar a los agentes de la policía municipal como una brigada política a su servicio personal para tratar de acallar las protestas a raíz del despido del delegado sindical de su organización. Sin embargo, más grave que esto fue lo ocurrido a finales de noviembre de 2017. Notificó este cargo público a Cooperación 2005, empresa para la que trabajaba Francisco Belmonte, la rescisión del servicio de conserjería del Pabellón de Deportes porque ya no se precisaba un conserje allí y fue despedido. Lo más llamativo ha sido que el mismo día que se tomó esa decisión ya había otro conserje sustituyéndolo y la instalación sigue abierta en la actualidad. El sindicato considera lo ocurrido como un atentado a la libertad sindical cometido por la empresa con la complicidad del Ayuntamiento por lo que reclama la nulidad del despido y la readmisión inmediata del trabajador en el puesto que ocupaba.

Lo acaecido el viernes se suma a una larga lista de despropósitos cometidos por Salvador Hernández con respecto a este conflicto laboral abierto en el municipio del levante almeriense. Se le señala su pasividad frente a los abusos laborales denunciados, no permitir el acceso a información pública de la empresa al representante legal de los trabajadores de este sindicato, evitar reunirse con éste tras reiteradas solicitudes y no resolver ninguna de sus peticiones. Ello ha motivado que el trabajador presentara una queja ante el Defensor del Pueblo Andaluz hace un mes y una reclamación ante el Consejo de Transparencia y Protección de Datos de Andalucía el pasado jueves.

Y esto no es todo. El alcalde de Carboneras fue condenado en mayo de 2017 por vulnerar el derecho de acceso a información pública de la oposición en el ayuntamiento a una inhabilitación de 3 años para cargo público que puede llegar en breve tras el recurso de apelación pendiente de resolución que presentó ante la Audiencia Provincial de Almería. CNT afirma que “el autoritarismo, prepotencia y arrogancia de Salvador Hernández pueden suponerle que sea desalojado de su puesto de manera más que merecida”.

Charla sobre represión en el Rif

El 18 de noviembre de 2017 a las 19:00h se realizará una charla sobre la represión en el Rif en el local de CNT Almería.

Existe un conflicto muy grave en el Rif, entre su población y el gobierno de Marruecos. Esta región, a nivel histórico, ha tenido conflictos tanto con el estado marroquí como con el estado español. Actualmente esta población se organiza en torno al Movimiento Popular Rifeño (MPR) para luchar contra la represión que sufren y a favor de su libertad.

En la charla nos contarán este conflicto de primera mano. Después de la charla habrá un cenador.

Concentración contra la represión en Cataluña

Hoy, día 3 de octubre, se realizará una concentración a las en Puerta Puchena. Se trata de un apoyo a la huelga general que se celebra en Cataluña, contra la represión que sufrieron las personas durante el referéndum.

Finalmente, no nos han dado los permisos necesarios para convocar la manifestación, y se ha decidido desconvocarla.

Acción contra la represión (Caso Pandora, Alfonlibertad, Ley Mordaza…)

Acción llevada a cabo por CNT-AIT Almería en contra de la “Ley Mordaza” y en solidaridad con los últimos casos de represión y criminalización al movimiento libertario y la clase trabajadora.

Nada nuevo bajo el cielo. Han precarizado nuestra vida hasta flexibilizar insoportablemente nuestra cotidianidad que a poco que se manifieste una mínima respuesta, solo se les ocurre atacarnos frontalmente. Nosotros, sabemos que se debe al miedo. Que es el miedo que nos tienen, lo que les motiva a actuar así. Es una vieja receta. Como lo es el liberalizarlo todo.

Pero no nos confundamos, la Ley Mordaza es una tentativa de aniquilación aún mayor que todo tipo de desobediencia. Quieren legislar y por ende condenar todo lo condenable. Acuerdo de máximos diríamos. Nosotros, queremos preguntar: ¿algo estarán haciendo mal cuando la única solución que plantean es la sanción y el castigo? Sabemos de sobra que no van a parar hasta que todos los contratos sean por minutos, no existan despidos, la movilidad sea de miles de kilómetros, todo el tinglado público este desmantelado y un largo etcétera, pero el problema es que cada día ese nosotros que conoce lo que están haciendo es mayor. Por eso decimos: NO a la “Ley Mordaza”, ¡¡el que mucho miedo tiene, mucho malo ha hecho!!

La represión ha tomado nombre, entre otros, y como siempre, en lo libertario, lo anarquista. Los anárquicos teníamos que recibir nuestra ración de represión brutal y de criminalización. Ya tocaba. Cada pocos meses algunas compañeras y compañeros deben ser vapuleados y privados denlibertad. Nuestra idea pisoteada. Al grito: “que vienen los anarquistas”, han montado la enésima estratagema contra nosotros/as. Pero el #yotambiénsoyanarquista del “Caso Pandora” se escuchará cien mil veces más y con más fuerza. El efecto Pandora es el efecto anárquico.

También, destacamos una persecución infame, una investigación que solo demuestra la falta de pudor, que acaba con el encarcelamiento de Alfon, con un juicio farsa y la criminalización de él y por extensión de toda la clase obrera que representa el compañero.

¡Basta de juicios farsa! ¡Basta de persecución a la clase obrera! ¡Alfon libertad!